Seleccionar página

¿Has escuchado hablar sobre la enfermedad de Lyme? Seguramente estarás leyendo o escuchando por primera vez sobre esta enfermedad que suele asociarse con áreas arboladas y los prados donde viven los ciervos. La enfermedad de Lyme se reportó por primera vez en los Estados Unidos en 1977, en el pueblo llamado Old Lyme, en Connecticut.

La enfermedad de Lyme es una infección bacteriana que se transmite a los humanos a través de la picadura de una garrapata infectada. Si no se trata, la enfermedad puede causar varios problemas de salud. No obstante, si se diagnostica pronto y con un tratamiento médico efectivo, la enfermedad de Lyme se puede curar rápidamente y por completo.

Personalidades como la cantante Thalia y Avril Lavigne han compartido el cómo cambió su vida desde que se les diagnosticó esta infección bacteriana que adquirieron a través de la picadura de garrapata.

Los síntomas iniciales de la enfermedad de Lyme pueden ser simples y por esta razón muchas veces son ignorados. Las garrapatas se adhieren en cualquier sitio, pero prefieren los pliegues del cuerpo, inclusive las axilas, la ingle, la parte posterior de la rodilla y la nuca. Si se ha infectado, lo más probable es que la erupción aparezca en una de estas zonas.

Cuando aparece la erupción, es posible que aparezcan también otros síntomas, como dolor en las articulaciones, escalofríos, fiebre y cansancio, pero pueden ser demasiado ligeros como para recibir atención médica. Los síntomas pueden evolucionar si no se trata esta enfermedad a tiempo, estos tardan desde semanas o meses hasta años en aparecer después de la picadura de garrapata. Es posible que estos síntomas que se presenten sean dolores de cabeza graves, artritis dolorosas e hinchazón de las articulaciones, problemas cardíacos y del sistema nervioso central.

garrapata1

¿Cómo puedes protegerte de la garrapata y evitar la enfermedad de Lyme?

Las garrapatas de ciervo no pueden saltar ni volar, y no pueden caer en personas o animales. Solamente se sujetan a los seres humanos y a los animales por contacto directo. Una vez que la garrapata se pega a la piel, generalmente va escalando hasta que llega a una zona protegida.

Para evitar ser picado por una garrapata, puedes protegerte de las siguientes maneras:

  • Viste ropa de colores suaves con un tejido ajustado para poder ver a las garrapatas fácilmente.
  • Usa pantalones largos, camisa de manga larga y zapatos cerrados cuando estés en el exterior.
  • Considera el uso de repelente para insectos.
  • Evita el contacto con pastizales altos. 

Es importante que tengas conocimiento de esta enfermedad y te informes con tu médico de cabecera. Además, recuerda llevar siempre contigo repelentes de insectos prácticos para cuando tengas que salir al exterior, como nuestro producto Active Forte. Ya que este producto te brinda una protección máxima para toda la familia gracias a:

  • Activo Deet al 20%
  • Brinda hasta 8 horas de protección
  • Es práctico y cómodo para transportar