Seleccionar página

Transmitido por los mosquitos, el virus Zika que afecta a América desde 2015, se transformó en una nueva amenaza para la salud, en particular para las embarazadas. A pocos días de finalizar los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016, recordamos como los atletas chinos causaron furor con su método para combatir el virus del Zika: dormir dentro de mosquiteros.

El equipo de gimnastas compartió fotografías de estos mosquiteros que recubren totalmente las camas en la Villa Olímpica, para así reducir el riesgo y no contraer el virus mientras están durmiendo.

China 2016

Y no solamente la delegación China fue precavida. La guardameta de la selección femenina de fútbol de los Estados Unidos, Hope Solo, publicó varias fotos con un arsenal de aerosoles repelentes de mosquitos y una máscara protectora, como parte del equipo con el que evitaría ser contagiada.

Recordemos que el Zika ha causado numerosos casos de microcefalia en los bebés recién nacidos, por lo que muchos atletas decidieron no participar del evento por miedo a contagiarse de la enfermedad.